Los cactus se originaron en América hace millones de años y su apariencia no era la actual: tenían hojas, pero debido a la condición climática, que se volvió más árida y seca, estas se transformaron en espinas.

El florecimiento depende del género y la especie, sin embargo no se ha logrado saber con exactitud el tiempo en el que lo harán: pueden aparecer durante la noche o a plena luz del día, y la estación en que lo hacen no es la misma para todas las especies; la duración también es variable pero en su mayoría son muy efímeras, incluso algunas sólo permanecen un par de días.

Como los cactus y su evolución ante un ambiente adverso, la fortaleza de las mujeres se caracteriza por aparecer en condiciones hostiles. Una transmutación necesaria para la autoprotección, para lograr sobrevivir.

Las mujeres tenemos esa misma ambivalencia que los cactus, podemos tener esa estructura fuerte e incluso imponente pero también la parte bella y delicada.

Florecemos.

 

EN TODAS LAS FOTOGRAFÍAS: FALDA DE ELVIA CRUZ LOPEZ BODY DE DAVID BARCENA BOTAS DE ALBERTO LARA 

DIRECCIÓN CREATIVA Y FOTOGRAFÍA REGINA BUCIO STYLING ARIADNA ZARAGOZA MONTES MAQUILLAJE PAOLA LUNA MODELOS CLAUDIA LOPEZ & LIZETH SELENE JUÁREZ